CENTRO DE PSICOLOGÍA SANITARIA DE LA COMUNIDAD DE MADRID Nº CS14948

Lun – Vie: 10 – 21 h.

ADHARA PSICOLOGÍA

Llama

690 28 53 45

690 28 53 45

L – V: 10 a 21 h.

¿Qué son las técnicas de reprocesamiento cerebral y por qué ayudan ante el trauma?

Técnicas de Reprocesamiento Cerebral para trabajar el Trauma

por | May 4, 2023 | Técnicas, Trauma

Veamos qué son las técnicas de reprocesamiento cerebral y cómo se usan en pacientes con traumas.

El trauma es una clase de psicopatología que resulta especialmente dañina por su capacidad para “infiltrarse” en nuestra memoria; esto hace que los síntomas puedan ser activados ante una amplia variedad de situaciones, ya que hay muchos tipos de experiencias que nos recuerdan a la vivencia traumática.

Así pues, el trauma psicológico permanece en estado latente durante un lapso que puede alargarse durante años o décadas si no es tratado, y los momentos en los que aparece un agudo malestar causado por este son en parte predecibles, y en parte impredecibles. Por eso, la comunidad científica cuyo trabajo se centra en desarrollar recursos psicoterapéuticos se ha puesto como objetivo crear estrategias de intervención psicológica capaces de afectar directamente a la raíz del problema, el modo en el que determinadas redes de neuronas del cerebro procesan el recuerdo del trauma y la información asociada a ella.

A partir de estos esfuerzos han aparecido lo que se conoce como técnicas de reprocesamiento cerebral, muy útiles para ayudar a las personas que sufren estrés postraumático o trauma complejo. Veamos en qué consisten.

¿Qué son las técnicas de reprocesamiento cerebral y por qué ayudan ante el trauma?

El trauma psicológico es un concepto que engloba una serie de psicopatologías originadas por un suceso traumático, normalmente una vivencia que es percibida como violenta (haber pasado por una humillación, haber sido víctima de abusos sexuales, haber sufrido un accidente de coche…) y que deja secuelas en el modo en el que la persona integra esos recuerdos en su memoria (esto es, en las partes de su cerebro encargadas de “archivar” y evocar recuerdos activando ciertas neuronas cuando toca).

Es decir, que el trauma hace que determinados recuerdos, los de la experiencia traumática, resulten mentalmente desestabilizadores y generen demasiado malestar cuando son evocados, hasta el punto de que perjudican a la calidad de vida de la persona y le hacen caer en una espiral de ansiedad y de miedo a revivir el trauma en cualquier momento.

En este sentido, las técnicas de reprocesamiento cerebral son formas de intervención psicológica pensadas para influir en la manera en la que el cerebro de la persona procesa la información en la que se basa ese recuerdo que ha sido “guardado” en las redes neuronales de una manera defectuosa.

La finalidad no es borrar totalmente los recuerdos más dolorosos, sino modificar la manera en la que la persona los experimenta, eliminando la reacción emocional basada en la angustia y la ansiedad y promoviendo una perspectiva más distanciada y basada en la aceptación. Tampoco se busca una interpretación totalmente objetiva de lo ocurrido (eso sería imposible, dado que son hechos que tocan muy en lo personal), sino una más rica en matices y que no queda limitada en una narrativa de auto-victimización y autosabotaje.

Ahora bien, aunque se ponga el foco en la modificación de conexiones neuronales específicas, estas técnicas no son invasivas y no implican ninguna clase de cirugía ni toma de psicofármacos; así pues, forman parte de la psicoterapia, y no tanto de la psiquiatría o la neuropsicología.

Principales tipos de técnicas de reprocesamiento cerebral ante el trauma

Existen dos variantes principales de técnicas de reprocesamiento cerebral útiles en pacientes con traumas: la terapia EMDR y el Brainspotting, que comparten características en común.

1. EMDR

La terapia EMDR (“eye movement desensitization and reprocessing”), o terapia de desensibilización y reprocesamiento por movimientos oculares, utiliza la estimulación bilateral de los lóbulos del cerebro a través del movimiento coordinado de los ojos o de la aplicación de pequeños golpecitos en las partes derechas o izquierdas del cuerpo (“tapping”) mientras se dan una serie de instrucciones al paciente para que rememore o imagine imágenes mentales vinculadas al trauma.

De este modo se logra un efecto parecido al que se busca en la desensibilización sistemática ante casos de fobias: la persona deja de pensar en la experiencia traumática siempre en los mismos términos y pasa a representarlo mentalmente de maneras desligadas de la activación de síntomas ansiosos.

2. Brainspotting

El Brainspotting también se basa en la idea de que la dirección en la mirada es una manera de intervenir sobre las neuronas que representan el recuerdo traumático; sin embargo, entre otras diferencias, aquí la mirada permanece fija, en vez de realizar constantes movimientos oculares; siguiendo las indicaciones del terapeuta, se va realizando una sobreescritura de los elementos emocionales asociados al recuerdo del trauma y que habían permanecido inaccesibles a los intentos deliberados por mitigar los síntomas y el malestar.

 

Si quieres empezar un proceso de terapia psicológica para superar el trauma mediante técnicas de reprocesamiento cerebral, ponte en contacto con nosotros.

Traducir »
¿Crees que tu hijo o hija adolescente puede encontrar beneficios en una terapia grupal de crecimiento personal?

Nuevos Talleres para Adolescentes 2024. Un grupo a través del cual pueden desarrollar su Conciencia Emocional, descubrir cómo se relacionan y cómo son percibidos por los demás.

Infórmate ahora

You have Successfully Subscribed!

Share This